SL PNAT 3 Senda del Castillo (Valtablado del Río)

Ruta por Valtablado del río y sus bosques

Donde

Inicio y llegada en Valtablado

GPS

40.715262482343, -2.4018796046971

Donde

Inicio y llegada en Valtablado

GPS

40.715262482343, -2.4018796046971

Circular 8,4 Km | Desnivel 435 m | Duración 3 h | Ruta A píe – Bici

Sendero Local 3: Senda del Castillo

Esta ruta que parte de la población de Valtablado del Río, tiene una longitud de 8,4 kilómetros, es circular y presenta un desnivel moderado, sobre todo la bajada por el arrastradero de troncos, entre el kilómetro 5,6 y el 6,1. Cabe destacar también la Peña del Castillo donde no hay una senda clara de acceso lo que lo complica un poco y deberemos llevar el track del sendero para garantizarnos el rodearla sin problemas.

Se aconseja llevar paciencia puesto que tendremos que ascender por un canchal de piedras y unas escaleras talladas en la misma roca no exentos de peligro, por lo que es preciso que lo hagamos despacito y sin prisa. Imprescindible en este recorrido, calzado cómodo y agua, ya que no dispondremos de ella en todo el camino, pero si podremos recargar en la fuente del pueblo, antes de comenzar la ruta.

Casi todo el recorrido dela senda del castillo, lo haremos a través de un denso pinar, exceptuando el tramo final, ya próximo al pueblo en el que abundan los campos de labor.

Señalización e Inicio de la Ruta

La senda del Castillo está señalizada con un panel informativo en el inicio de la ruta, a las afueras de la población de Valtablado del Río, y su recorrido está balizado con marcas de color blanco y verde. En el primer tramo podremos seguir las señales del GR-10, hasta llegar al Molino del Valle, donde deberemos continuar con las marcas blancas y verdes. La zona de la Peña del Castillo no cuenta con buena señalización y la senda no es apenas perceptible, por lo que se aconseja que lleves el track de la ruta para que no haya ningún imprevisto.

<< Comenzamos ante el panel informativo ubicado en las afueras de Valtablado del Río, desde allí debemos continuar 100 metros por carretera hasta encontrarnos con una flecha que nos desvía a un sendero compartido con el GR.10. Seguiremos las indicaciones entre fincas de labor y nogueras hasta llegar al río donde observamos numerosos ejemplares de Álamo Blanco en sus veredas.

<< Continuamos por un talud de yesos hasta cruzar el río por una pasarela en el Barranco de los Repechos. Una vez en el río, continuaremos por un sendero más ancho y cómodo hasta llegar al Molino del Valle, donde nos encontramos un panel informativo que nos explica su funcionamiento, aquí abandonamos la pista y el GR.10 para ascender una fuerte pendiente que se aparta también del río.

<< Mientras ganamos altura observamos los restos de una antigua paridera. Una vez alcanzada la cota de los 1025 metros de altitud, ya observamos la Peña del Castillo. Continuamos en su busca por un pequeño sendero situado a la izquierda en el que vemos que enebros y sabinas van sustituyendo a los pinos y donde contamos innumerables restos y huellas de corzos, ciervos o jabalís. Poco después, llegaremos a unas indicaciones que nos guían a la senda del Castillo o de nuevo a Valtablado del río, nosotros debemos continuar entre ambas indicaciones, por un sendero entre yesos y margas donde las encinas y algún pie de Arce de Montpelier hacen aparición.

<< Llegamos a la base de la peña, la cual debemos de rodear por la izquierda y ascenderemos por un canchal originado por un antiguo derrumbe de las construcciones del cerro. Aquí el paisaje florístico es admirable en primavera, hiedras escaramujos, boneteras, cenecinos y jazmines silvestres pueblan los alrededores. Una vez alcanzadas las escaleras talladas en la roca, solo nos queda continuar hasta la cumbre de la Peña, donde veremos el castillo, una antigua torre de vigilancia de origen árabe de la que todavía se conservan trozos del muro exterior y los restos de un aljibe y varias construcciones.

Su ubicación le convierte en un mirador natural que nos permite alcanzar con la vista todo el valle y donde mirando al cielo podremos ver el vuelo del buitre leonado.

<< Para regresar debemos desandar nuestros pasos hasta el cruce donde encontramos las dos señales rojas y aquí tomaremos el sendero situado a la izquierda que nos dirige entre sabinas y enebros a un mirador, donde hacer un alto en el camino para seguir disfrutando de las vistas del valle. A partir de aquí continuaremos por un antiguo arrastradero de madera que desciende abruptamente adentrándose en el valle. La vegetación vuelve a cambiar y aparecen pies dispersos de sabinas centenarias.

<< Unos 500 metros mas adelante la pendiente disminuye y atravesaremos unos hundimientos kársticos llamados hoyas (torcas) que un panel informativo nos ayuda a conocer. Continuando hacia delante cruzaremos de nuevo el Barranco de los Repechos, 1 kilómetro más tarde el descenso termina adentrándonos en el entorno agrícola del pueblo, sólo nos quedará una pequeña subida entre muros de piedra y enfilar la última parte del camino por una vereda entre enebros que nos permitirá divisar el final de nuestra senda del castillo.