Georuta 6: Villanueva de Alcorón–Peñalén

Un difícil equilibrio

Address

Inicio en la Sima de Alcorón

GPS

40.6879098, -2.1781884

Address

Inicio en la Sima de Alcorón

GPS

40.6879098, -2.1781884

Ida 22 Km | Desnivel 40 m | Duración 5 h | Ruta

Georuta 6: Villanueva de Alcorón–Peñalén

La Georuta 6, tiene una longitud total de 22 km, en los que emplearemos unas 5 horas en recorrerlos al completo. Podemos hacer el recorrido íntegro en coche o bicicleta, a excepción del acceso a la parada 2 y las paradas 4 y 5 que requieren de un cómodo paseo de 40 minutos a través de pinar.

Esta ruta se ubica en la zona central del Parque, muestra el difícil equilibrio entre utilización de los recursos naturales y su adecuada preservación. Se visitarán enclaves naturales bien conservados como cuevas y ciudades encantadas escondidas entre los pinos. Pero también se visitarán lugares altamente transformados por la acción del hombre, lo que puede ayudarnos a entender mejor algunos problemas ambientales y a buscar soluciones para alcanzar un desarrollo sostenible. Un equilibrio difícil de obtener que requiere el esfuerzo de todos.

La ruta discurre en su mayor parte por la paraméra caliza, de relieve prácticamente llano, cubierta por un pinar de pino larício y pino silvestre con quejigo, enebro y sabina albar los cuales ofrecen refugio a comunidades faunísticas como rapaces forestales, pequeñas aves y mamíferos como el corzo o el ciervo.

Señalización e Inicio de la Ruta

<< Parada 1: Nos situaremos en el área recreativa de la Sima de Alcorón. El acceso a la misma se realiza mediante una pista que sale en el kilómetro 5,200 de la carretera que comunica Villanueva de Alcorón y Peñalén. En el desvío existe una señal que indica la ubicación de la sima.

<< Parada 2: En el interior de la sima, al final del primer tramo de escaleras hay una placa que nos indica algunos detalles de la cavidad. A partir de aquí descenderemos con cuidado por la escalera hasta el fondo de la simaa 62 metros de profundidad.

<< Parada 3: Siguiendo la carretera en dirección a Peñalén, medio kilómetro antes de llegar al pueblo y en una curva muy marcada sale una pista a mano izquierda, junto a una gran cruz de piedra, en el paraje conocido como “El Portillo de Peñalén”. Siguiendo esta pista y las balizas se llega a una explanada habilitada como aparcamiento. Desde allí, siguiendo a pie las marcas, llegaremos en unos 15 minutos a la “ciudad encantada de Hoya del Espino”, donde encontraremos un panel. Estamos en la paramera de Peñalén. Pon atención para no desorientarte en esta zona.

<< Parada 4: Cerca del panel anterior, junto a la roca de mayor tamaño, se sitúa un antiguo corral. Junto a él encontrarás una baliza direccional. Busca una manera fácil de subir a la roca grande, en cuya parte superior se encuentra una placa que nos enseña este tipo de paisaje desde un ángulo privilegiado.

<< Parada 5: Volvemos a la carretera principal y nos dirigirmos hacia Peñalén. A la salida del pueblo en dirección a Poveda se encuentra una placa en el talud de la carretera. Estamos ante las arenas de Utrillas, denominadas así porque son muy abundantes en un pueblo de Teruel llamado Utrillas. Son arenas blanco-amarillentas formadas por cuarzo y feldespato con abundantes niveles de presencia de arcillas verdes, rojas y moradas, acumuladas en un valle fluvial con influencia litoral hace unos 100 millones de años.

<< Parada 6: Un poco más adelante, en una gran cantera abandonada, se encuentra un panel. Aquí aprenderemos como a principios del siglo XX las pequeñas explotaciones mineras, satisfacían sus necesidades, sacando desde hierro para fundición a pigmentos para la fabricación de pinturas.

<< Parada 7: Retrocedemos para entrar en el pueblo de Peñalén y tomar la pista que baja al río Tajo. Hemos de decir que actualmente han vuelto a explotar la mina por lo que tendremos que extremar las precauciones y sin, más remedio, compartir con ellos el camino.

En la cantera antes abandonada que hay junto a la pista se encuentra la placa. Desde aquí podremos ver el grave impacto ecológico y paisajístico que acarrea la minería . No solo la extracción del caolín y la alteración de la cubierta vegetal, sino también por la generación de residuos y materiales estériles que se acumulan y disponen en grandes escombreras que generalmente son arrastrados por las lluvias llegando a tamizar los lechos de los ríos impidiendo que nada vivo crezca o pueda alimentarse aquí.

<< Parada 8: Siguiendo un poco más la pista, se encuentra un panel de medio formato donde finaliza la ruta. Si deseas continuar por este mismo camino, llegarás a la pista que discurre por el fondo del cañón del río Tajo, donde podrás disfrutar de espectaculares paisajes.